Miembros De Entrevistas

Tecnicas de radio Como hacer un horno de persuasion

A propósito, las organizaciones, algunas de los principios, del trabajo, el G.Fordom, elaborado en Deytrote, han adoptado (naturalmente, tomando en cuenta el carácter específico de avtomatizirovanno-informático las producciones los nuevos líderes de la industria automovilística - las compañías japonesas.

No temas el futuro y no se refieras es respetuoso a pasado. Quien teme el futuro, e.d. los fracasos, aquel limita el círculo de la actividad. Los fracasos dan solamente el motivo de comenzar de nuevo y es más inteligente. El fracaso honesto no ; el miedo ante el fracaso. Pasado es útil solamente en esto la relación que nos indica las vías y el medio al desarrollo.

El trabajo a la utilidad general pon más arriba ventaja. Sin beneficio no puede tenerse ni un asunto. Pero de lo esencial en el beneficio no hay nada malo. La empresa bien puesta, trayendo la utilidad grande, debe producir los ingresos grandes y traerá tal. Pero la rentabilidad debe resultar en resumen del trabajo útil, y no estar en su razón.

La eficiencia de la producción es apretadamente vinculada a la normalización. La industria al máximo grado normalizada y diferenciada, no debe concentrarse en el un-único edificio fabril, y debe tener en cuenta los gastos, vinculados a la producción, por el transporte y la dificultad por la distancia de la distancia.

La condición indispensable de la alta capacidad de trabajo y las condiciones humanas de la producción son los locales puros, claros y bien aireados fabriles. En las fábricas a cada operación era medido exactamente el espacio, que es necesario al obrero (porque los coches en estas fábricas eran puestos más apretadamente, que en cualquier otra fábrica en el mundo.

Según Henry Forda, la destinación principal de la formación - ayudar a la persona hacer independiente en el mantenimiento de propia vida. A propósito, en las empresas del Ford era creado una de las primeras escuelas de artes y oficios, que trabajo puede ser reconocido y hoy como el futuro luminoso de nuestro sistema de la formación profesional.

La quintaesencia de la idea del Ford en lo que la prodigalidad y la avidez frenan la eficiencia verdadera. Pero la prodigalidad y la avidez el mal en absoluto inevitable. La prodigalidad sale en su mayor parte de la relación insuficientemente consciente a nuestras acciones o de su ejecución negligente. La avidez es el género de la miopía. El objetivo consistía para hacer con el gasto mínimo del material y la fuerza humana y vender con el beneficio mínimo, de ese modo capturar como se puede la mayor parte del mercado de las ventas. Similarmente, apunta a Henry Forda durante tal producción – conceder el máximo del sueldo, con otras palabras, informar la capacidad adquisitiva máxima. Y puesto que esta recepción conduce a los gastos mínimos, y puesto que la venta de la producción va con el mínimo del beneficio, es decir la posibilidad de llevar el producto en la conformidad con la capacidad adquisitiva.

Negando ver en los coches buenos aquel significado, que por ello se inscribe incorrectamente, tanto como en cada técnica, el Ford adivina la organización perfecto de la producción que se forma de muchos componentes Fordizma, pero no de uno cualquiera. La organización perfecto consiste no de los coches buenos y las personas buenas, y es que llamamos en general el sistema.